viernes, 28 de julio de 2017

Residuos sólidos urbanos, islas de basura en el mar y otros mitos!!!

"Los desechos plásticos han sido hallados dentro del aparato digestivo de tortugas marinas, ballenas, peces. Pero también, el plástico está presente en el interior de los organismos más diminutos que forman la base de la cadena trófica marina.
Varios tipos de zooplancton consumen estos plásticos, incluyendo larvas. En algunos casos, el plancton los excreta a las pocas horas de haberlo ingerido. Pero en ocasiones, cuando no tienen acceso a comida, el plástico puede permanecer dentro del tracto intestinal por hasta siete días.
Si otros organismos más grandes consumen este plancton, las partículas tóxicas pueden entrar a la cadena alimentaria." (Vanekita Nekita, julio de 2017).



Los plásticos no tienen propiedades tóxicas per sé, no todos, tal vez los menos. Cuando han alcanzado un tamaño de partícula de fracciones de milímetro, quiere decir que han estado expuestos durante mucho tiempo a la luz solar y a la acción de microorganismos. Las sustancias tóxicas que liberan algunos plásticos se integran a la atmósfera (vapores y aerosoles) o entran en solución con el agua, en ambos casos quedan expuestos a la radiación UV (reacciones fotoquímicas), oxígeno y otros agentes oxidantes incluyendo las vías metabólicas de muchos microorganismos. No he visto reportes que alerten sobre la acumulación a niveles preocupantes de este tipo de sustancias (dioxinas, furanos o cosas peores), a consecuencia de estos plásticos mal dispuestos. Lo que sí es preocupante es que quienes se escandalizan por las grandes acumulaciones de plásticos en cuerpos de agua de todo el planeta, se han opuesto rotundamente a la incineración o pirólisis controlada de estos desechos, con la generación asociada de energía, la reducción drástica de volumen y forma y que el producto final (ceniza) es inocuo para el medio ambiente. Promueven la disposición en rellenos sanitarios con su impresionante generación difusa de gas metano (27 veces más efecto invernadero que el CO2) y nos platican que en algún lugar del mundo ese metano -casi imposible de recuperar en porcentajes mayores de 20%- se utiliza para generación de energía eléctrica. Son terribles y hasta lágrimas echan cuando hacen sus discursos!!

La separación y el reciclaje, son acciones que no tenemos que hacer los ciudadanos. La capacidad de reciclaje no puede ser del 100%, como algunos soñadores piensan. Toda la basura (RSU, como se les conoce en la normatividad mexicana) que no alcanza a reciclarse, se tiene que incinerar (pirólisis) para generar biogás de manera controlada y un residuo inocuo, poco voluminoso y fácil de disponer, ahora sí, en un relleno sanitario para cenizas. La separación de residuos más allá de orgánicos e inorgánicos, es una mera vacilada que nos impusieron los activistas "que sí se organizan para exigir sus derechos" y a los que trabajamos y cumplimos, que nos lleve el demonio persiguiendo el camión recolector, pagando sumas exorbitantes por el servicio que se financia con nuestros impuestos. Vivimos en el tercer mundo y para colmo, exigimos -yo no- a nuestras autoridades acciones que en nada ayudan al control de estos residuos. Tal vez la clave de todo esto esté, precisamente, en los rellenos sanitarios y sitios de disposición final de residuos sólidos, la mayoría de la basura que alcanza los océanos escapa precisamente de esas instalaciones ¿De qué sirvió que yo, ciudadano ejemplar, haya separado mis residuos y colocados en bolsas amarradas los haya depositado correctamente? Pues claro, no sirve de nada, porque ahí no está el problema. Pero si en un sitio de divulgación científica nos aseguran que la ingeniería ambiental no sirve para nada, qué se espera del resto de la información que se difunde en redes sociales convencionales y virtuales ¡¡??

"Mejor que reciclar es NO consumir. Sintetizar la resina, transportar el pellet, maquinar el herramental, inyectar el polímero y transportar el producto, consume ingentes cantidades de energía. La comodidad del consumidor la asume el ecosistema. Y esta publicación está en una página de divulgación porque la mentalidad crítica empieza desde el café de la mañana." (Chato Wilbury, julio de 2017).

Bueno, yo no concuerdo con ese punto de vista, por supuesto -no consumir!!, morirse de hambre!! vivir como asceta!!-, qué horror. No me gustaría regresar a la era de las cavernas o quedarme en calzoncillos, habiendo tan buenas tecnologías al alcance de la mano y habiendo ingeniería ambiental que se encarga de disponer de manera adecuada todos los residuos y de controlar todos los contaminantes que se pudieran generar durante la producción de materias primas, fabricación, utilización, descarte y disposición final de sus componentes. Por supuesto que pido bolsa de papel en la panadería,para apoyar la sostenibilidad financiera de las plantaciones forestales comerciales y otras tecnologías amigables con el medio ambiente, pues no puede existir sostenibilidad ambiental de un proceso en el tiempo si no es primero sostenible financieramente. Tal vez mi lógica es demasiado elemental, pero no aprendí a ser demasiado elaborado en mis pensamientos, de lo cuál me siento totalmente y cada vez más orgulloso.

#nfjh #miguelonob

Esta discusión se desarrolló en:
Divulgadores de Ciencia en México, grupo privado en Facebook.

Cotización del dolar. Comentarios,

De nuevo, los precios del dólar han retrocedido y es un buen momento para invertir en maquinaria y otros insumos de importación, que necesita tu empresa con base agropecuaria.
Por otro lado, el proceso inflacionario que se desató desde enero de este 2017, está bajo control y a partir del segundo semestre, la inflación regresará a niveles menores de 3%. De esta manera, las proyecciones de ingresos y gastos en tus proyectos para el año 2018 serán muy confiables. Los salarios mínimos no se incrementarán más allá de lo acostumbrado, pese a las presiones que ejercen sindicatos, centrales obreras y activistas, ya que todo ajuste superior a 3 a 5%, desataría nuevamente el proceso inflacionario.
Por otro lado, el proceso electoral de 2018, con todo y los grandes 'shows' que nos tengan preparados en los medios de comunicación, transcurrirá con toda normalidad, dado que ninguna sorpresa se espera. Los partidos de oposición -a la presidencia- no cuentan con ningún cuadro apto para tomar el timón de esta nación -bien se cuidarán de no resultar "triunfadores"- y los planes del gobierno federal siguen su curso con toda normalidad.
El cambio inminente de régimen que se tiene más que claro, se está desarrollando en el gobierno de la ciudad de México -CDMX, desperdiciaron la oportunidad de asignarle el elegante nombre de Valle de Anáhuac, lástima- donde las fuerzas en disputa se quedaron frías tras la participación de la Marina Armada de México en la Delegación Tláhuac, de manera que no harán muy grandes sus acostumbradas demostraciones de ausencia de poder con que nos han deleitado en el pasado ¿Recuerdan el zafarrancho en Tepito, que culminó con la toma del predio denominado Tenochtitlán por la policía Federal, cuando se gestaba la sucesión del PRD al gobierno capitalino allá por 1997?-, pues ahora se tomaron las debidas providencias y lo que se espera son solo pequeños teatritos, con algunas lágrimas.
¿Recuerdan a los fresitas gritando "yo soy 132? en 2011-2012? Bueno, pues ahora no tardan en surgir otros de estos dramáticos actos de librito. Ahora en la forma de "candidatos independientes" con un carisma insospechado, que conquistará los corazones.
Los grupos de ambientalistas, LGBT, prostitutas, defensores de los animalitos, opositores a las tradiciones -fiesta de los toros- y demás por salir del clóset, estarán disputando algunos sitios en el nuevo gobierno para seguir con la construcción de su paraíso internacional en nuestra muy noble y leal (😪😭😱😰) ciudad de los palacios.
La violencia en los Estados -alimentada por doce años de gobierno que basaron su popularidad reglando gasolina cuando el barril de petróleo se cotizaba en más de 100 dólares-, apenas está alcanzando su máximo y aunque no se espera que retroceda sustancialmente, comenzará a replegarse poco a poco. No tarda el desalojo del auditorio Justo Sierra de la facultad de filosofía y letras de la UNAM por parte de las fuerzas armadas -policía local ¿?, imposible- y no se descarta un abandono voluntario -voluntariamente a fuerzas, como decimos coloquialmente- por parte de los delincuentes que lo tomaron hace la friolera de 16 años -algún vacío de poder federal habrán encontrado en 2001, o muchos- para hacerse los graciosos -cic- como el entonces, y tristemente célebre, representante del ejecutivo federal.

#nfjh #miguelonob

miércoles, 26 de julio de 2017

Sobre retos ambientales

En general, las naciones con mayor estabilidad económica son las que tienen mayor capacidad para conservar los ecosistemas.

Así, los ecosistemas en buen estado se convierten en parte importante de su patrimonio.

Estas naciones invierten presupuestos sumamente altos en el financiamiento de estudios científicos. Como he mencionado ya muchas veces, "no se puede cuidar lo que no se conoce".

Los tercermundistas y sus activistas asociados, claman por la conservación de los ecosistemas a costa de su planta productiva -agricultura, industria y servicios-. Eso no lo hace ninguna nación desarrollada, no nos chupamos el dedo en "AmbienteMente Friendly. México".

Es posible que antes de que el hombre pusiera un pie sobre esta Tierra, los incendios forestales eran mucho más extensos y devastadores. Una vez que iniciaban, no había nadie que se preocupara por sofocarlos.

El problema ahora, es que la humanidad en toda su historia, ha sustituido ya el 50% de la superficie forestal original por áreas urbanas, zonas industriales, zonas agrícolas, zonas ganaderas, vías de comunicación, entre otras actividades.

Por si fuera poco, las zonas boscosas que se conservan, tienen ya un estado de degradación considerable, de manera que cualquier pérdida de superficie boscosa nos pone los pelos de punta. Algo parecido a un alpinista que observa cómo su cuerda se está rompiendo y sin saber si podrá alcanzar un lugar seguro antes de caer al abismo.

Afortunadamente para todos, los ingenieros agrónomos y los ingenieros ambientales, ayudados por los modernos avances en IoT, TIC, interpretación de imágenes de satélite, OGM y demás, estamos preparados para enfrentar esta y otras situaciones que ya estamos avistando en el horizonte y diseñando las estrategias de acción.

Ya hemos comentado en este espacio sobre algunas calamidades iguales o peores que el cambio climático o la deforestación. Sabemos que durante este siglo 21 se agotarán las reservas minerales de fósforo (roca fosfórica) en el mundo, pero tenemos la tecnología para recuperar el fósforo en solución de las aguas residuales y del mar por métodos biológicos. Sabemos también que la población humana alcanzará los 9500 millones en 2050 y 12500 millones al finalizar el siglo, de manera que la demanda de recursos lejos de bajar, estará apenas alcanzando su máximo histórico. Los ingenieros de todas las ramas, tenemos en nuestros hombros la responsabilidad de sostener la generación de estos recursos durante unos 500 años, hasta que la población humana vuelva a cruzar el nivel actual de 7325 millones de personas, pero ya en una tendencia descendente.

En este reto solo tenemos una oportunidad, o sea que no podemos fallar, es en este aspecto, un reto incluso mayor que poner un hombre en la Luna o en Marte.

Los amigos ambientalistas, algunos de ellos sumamente majaderos para conmigo, no tienen la menor idea de lo que estoy diciendo. Pero afortunadamente no serán ellos los encargados de pilotar la nave.

¿Cómo sería el mundo sin los seres humanos?
¿Excelente? ¿Horrible?
Si dejamos atrás un enfoque subjetivo, la pregunta tendría un montón de respuestas. Hasta ahora, los paleontólogos sólo nos han dado evidencia de cómo es el mundo sin seres humanos, esto es, 0.2MA de un total de 4600MA. En esos 4600 MA (millones de años) las extinciones de especies han sido la regla, no la excepción. Por lo menos dos grandes extinciones han tenido su origen en grandes impactos de asteroides. El primero de ellos, cuando varios grandes asteroides causaron la fractura de la litosfera en lo que hoy conocemos como SIberia, las grandes emisiones de lava aumentaron la temperatura de la atmósfera <cosa que no preocupa a nadie>, pero también incrementó la temperatura de los océanos <cosa que preocupa a los que nos hemos interesado realmente en el tema> ocasionando la liberación masiva del metano almacenado en el frío y altamente presurizado fondo oceánico en forma de hidrometano <interesados en aprender pueden googlear la palabra hidrometano>. El metano tiene 27 veces el efecto invernadero basal del bióxido de carbono <tomando en cuenta su vida media en la atmósfera y su capacidad de atrapar radiación infra roja>, así, la temperatura de la atmósfera se incrementó aún más y por más tiempo. Por si esto fuera poco, algunas corrientes océanicas se detuvieron. causando anoxia y anaerobiosis, muerte de organismos aerobios, acumulación excesiva de restos fermentables y liberación de enormes cantidades de sulfuro de hidrógeno a la atmósfera, un veneno aún en muy bajas concentraciones en el aire. El ciclo de envenenamiento y muerte se mantuvo por cientos de miles de años. El otro gran asteroide <chixulub> ocasionó grandes tsunamis por haber caído en el mar, liberando grandes cantidades de polvo y generando un descenso de la temperatura de la atmósfera. En este caso, el cambio de clima tuvo un mayor impacto en la extinción de especies. Otra extinción masiva, la tercera que menciono ya, se originó mucho tiempo antes, cuando la atmósfera no contenía oxígeno. El factor letal fue la aparición de la fotosíntesis, vía metabólica que libera oxígeno a la atmósfera. Los organismos anaerobios quedaron restringidos a las profundidades de lagos y mares. Como respuesta evolutiva, algunas bacterias comenzaron a capturar oxígeno atmosférico, uniéndolo a dos átomos de hidrógeno en una cadena de transporte de electrones que hoy forma parte del proceso respiratorio y de síntesis de ATP. Por el momento, no sabemos si nuestras acciones darán por resultado cambios drásticos en la composición de la atmósfera o si el calentamiento global actual termine liberando las gigantescas reservas de hidrometano oceánico, pero eso es lo de menos. El ecosistema global terminará por entrar nuevamente a un estado de equilibrio. El reto de la especie humana no es preocuparse, desesperarse o hincarse a llorar <¿excelente? ¿horrible?> como lo menciona la nota. El reto del ser humano es allanar lo más posible la etapa transitoria del proceso y estar ahí para cuando el ecosistema global retorne al equilibrio. Yo me dedicaría a modelar un mundo con seres humanos. Modelar un mundo sin seres humanos sería "intrascendente" <cito textual del comentario de Alberto Antonio Díaz>, de escaso interés.

#nfjh #miguelonob

sábado, 15 de julio de 2017

Lo que no es agricultura orgánica

En varias ocasiones he criticado algunos "remedios caseros" que muchas personas recomiendan para el cuidado de plantas en los hogares y en sistemas agropecuarios de traspatio. Estos remedios van desde la aplicación de infusiones de ajo, cebolla y tabaco, espolvorar canela, rociar aceites de neem -hasta aquí la cosa no va tan mal, pues se han aislado sus principios activos y probado científicamente el efecto de muchos de estos extractos sobre plagas y enfermedades de plantas y su inocuidad "relativa" sobre el medio ambiente-, hasta las aplicaciones de soluciones jabonosas -poderoso surfactante-, soluciones de ácido acético -ácido débil pero suficiente para dañar la cutícula cerosa de las hojas-, soluciones alcohólicas -los alcoholes son surfactantes relativamnte débiles pero que sin una dosificación adecuada, dañarán la cutícula cerosa de las plantas-, soluciones de hipoclorito de sodio -poderoso salinizante del suelo, en muy baja concentración-, espolvorear bicarbonato de sodio -el bicarbonato es causa de clorosis férrica en el suelo, una condición difícil de revertir- y cosas peores que andan rondando las redes sociales, tanto tradicionales como virtuales.


Para que vean que no invento. Revisen estas trece recomendaciones y si han seguido mis comentarios van a encontrar los siguientes errores garrafales: 

1) Rociar vinagre sobre las hojas y tallos de las plantas. Aunque el vinagre es un ácido débil, su pH es de 4.3 y no dañará el suelo, como dice la nota, porque este ácido se transforma rápidamente en CO2 por acción bacteriana en el suelo. La cutícula no debe recibir soluciones con pH abajo de 6.0, por debajo está lo que llamamos lluvia ácida; 
4) Aplicar bicarbonato [de sodio] sobre la tierra. Los carbonatos a muy baja concentración en el suelo reducen drásticamente la disponibilidad del hierro para las plantas, originando lo que se conoce como clorosis férrica. Este desorden del suelo es muy difícil de corregir; 
7) Rociar una infusión de ajos y alcohol. Mala forma de desperdiciar ajos, pero el problema es el alcohol -etanol, metanol- que es un rompedor de la tensión superficial, aunque relativamente débil, actúa disolviendo la cutícula cerosa de hojas y tallos jóvenes, abriendo la puerta al ataque de hongos y bacterias, además de generar un estrés innecesario, pues la planta se deshidrata y tiene que sintetizar nueva cera para restaurar el daño; 
12) Espolvorear bicarbonato de sodio y azúcar alrededor de las plantas. Nuevamente el bicarbonato de sodio, en muy bajas concentraciones causa clorosis férrica y en una maceta, estamos estropeando totalmente aunque sea un pequeño volumen de suelo. Si estas infames recetas llegan a un millón de personas que degradan de esta forma ruin, cien litros de suelo por año, en solo diez años habrán destruido un millón de metros cúbicos de suelo. 

Las demás recetas no les veo mayor problema. Pues aquí les dejo este triste ejemplo de cómo no se deben hacer las cosas Lo peor es que esta gente sigue propalando estas terribles recetas y se dicen "amigos del ambiente". No se puede cuidar lo que no se conoce, definitivamente!!!

El autor de aquellas trece "recomendaciones" para eliminar hormigas, respondió de esta manera tan ingenua a mis comentarios:

"Hola, gracias por el comentario, yo las he probado personalmente y hasta el momento no he tenido mayor problema, también los he estudiado, soy ingeniero en ecología y no comparto solo por compartir, llevo dos años usando esos remedios y mi suelo sigo produciendo cosecha, mis plantas no han muerto o estropeado y todo normal, de nuevo gracias por el comentario que tendré en cuenta".

Lamentablemente, los grupos de activistas logran reclutar a muchos de los egresados de nuestras universidades, que ante la falta de empleos dignos, no encuentran otra opción que obtener sus ingresos mediante la venta de recetas milagrosas y el chantaje hacia empresarios que hacen esfuerzos serios para ofrecer a los agricultores productos que superan todas las normas de protección al medio ambiente y de eficacia en su cometido. 

Los agroquímicos formulados son los únicos tratamientos que se recomiendan, ya que son producto de decenas de años de investigación en equipos de trabajo especializado. Las formulaciones cumplen con las características fisiológicas que permiten su aplicación sobre plantas -pH, CE, POR, tensión superficial, presión osmótica, fuerza iónica, polaridad, etc.

La agronomía y la ingeniería ambiental han tomado prestados del ámbito de las finanzas, dos importantes conceptos. Uno de ellos es el de riesgo financiero y que se adopta como riesgo ambiental. El otro es la relación beneficio costo y que se aplica como el beneficio que se obtiene al aplicar una tecnología contra el costo ambiental de su utilización. En este ejemplo, es muy claro que generar una tecnología de control de plagas no es asunto que deba dejarse en manos de grupos poco serios y por demás irresponsables. Estos grupos critican el uso de plaguicidas y proponen soluciones aberrantes, como ya lo comenté. Si los plaguicidas tuvieran efectos colaterales tan severos como los que mencioné antes, nuestros suelos agrícolas hace mucho tiempo ya que se habrían convertido en tierras yermas, inútiles para cualquier actividad agropecuaria o forestal. De nada sirve desaparecer a las hormigas de mi vista con un método que no ha pasado las pruebas mínimas para determinar efectos colaterales, si tras su aplicación voy a dejar inutilizable un volumen de tierra que además es acumulable.

Pasarse todos los procedimientos establecidos por las autoridades agropecuarias y ambientales de una nación por el arco del triunfo, pareciera sonar gracioso, pero no lo es. Si toleramos todo este tipo de métodos milagrosos que ni siquiera pasan por un laboratorio donde se les ajusta el pH, el potencial redox o se controla su contenido de sales, nos van a llenar de productos, esos sí, totalmente tóxicos para el ambiente.

Espero que este tipo recuerde mis palabras durante el tiempo suficiente, para que cuando se entere, pueda pensar que yo tengo la razón. Lamentablemente esto va a tardar mucho tiempo porque no se le nota el hábito de la lectura por ningún lado y a las gentes preparadas las considera ofensivas y poco confiables -según él, dos años de controlar hormigas con ajos, cebollas y "bicarbonato", son la prueba de que sus recetas milagrosas funcionan-. También lamento que gentes como esta y toda una pléyade de irresponsables que los siguen, van por ahí tan campantes arruinando nuestro planeta y diciendo barbaridades de quienes nos dedicamos profesionalmente a la producción agropecuaria y a la ingeniería ambiental.

Este pobre tipo va por la vida causando lástima sin enterarse y por lo visto, no le corre prisa por darse cuenta. Se podría ir a otro planeta a causar sus daños, pero como solo tenemos este planeta y no está dispuesto a conocer su funcionamiento, pues aquí estaremos los ingenieros ambientales resolviendo toda la estela de daños que gentes así van dejando por el mundo.

#nfjh #miguelonob