viernes, 24 de junio de 2016

Enraizamiento de esquejes embrionarios de Pinus cembroides


Alguna vez experimenté con éxito el enraizamiento de esquejes de Pinus patula, un pino distribuido en América Centtral conocido como pino negro y que se utiliza en las plantaciones de arbolitos navideños.


En esta ocasión tuve problemas al germinar semillas de Pinus cembroides, un pino piñonero del norte de México, debido a que la radícula se muere poco después de la germinación. Entonces decidí separar el brote del embrión tan pronto como empiezan a emerger los cotiledones. Estos brotes son mis esquejes, que después de tratamiento con enraizador en polvo (ácido indolbutírico al 1% o 10 000 ppm) puse en un sustrato compuesto por vermiculita (100%) dentro de un vaso de poliuretano. Cubrí el vaso con un plástico transparente sujeto con una goma o liga y lo puse en una ventana bien iluminada pero en interior. Le aplico un riego pesado cada 48 horas. Los brotes se vigorizaron rápidamente y ahora solo hay que esperar a que se formen raíces adventicias, lo que espero que suceda en unos dos meses. Claro, no hay que descuidar el riego ni la temperatura (de preferencia cálida).


Las plántulas recién germinadas se cortaron y se trataron con enraizador en polvo. Se pusieron en vermiculita y el vaso se cubrió con una bolsa de plástico transparente y se sujeta con una liga o goma. El vaso se mantiene cerca de una ventana bien iluminada, en interior. El riego es abundante cada tercer día. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario